“Me gusta el estilo de trabajo del Instituto”: José Eduardo Campos Iglesias

Egresado del Instituto Politécnico Nacional como ingeniero en Geofísica, José Eduardo Campos Iglesias entró al Instituto Mexicano del Petróleo (IMP) como becario en el área de sismología de exploración. José Eduardo recuerda su primera impresión dentro del IMP: “sabía que estaba ingresando a una institución de gran importancia, muy relevante, en donde tendría un importante desarrollo, y no me equivoqué, aquí he crecido mucho”.

Al terminar sus estudios y su servicio social, su profesor en el Politécnico, Roberto Torres Navarro, lo invitó a trabajar en el IMP. José Eduardo realizó todos sus trámites y en agosto de 1986 fue contratado para formar parte del grupo de especialistas que pondría en funcionamiento el primer Centro de Procesamientos de Registros Geofísicos, en Ciudad del Carmen.

José Eduardo sólo estuvo tres meses en sede, después se fue a Ciudad del Carmen a participar en la obtención de parámetros petrofísicos, información que era y sigue siendo muy importante para la toma de decisiones del personal de Petróleos Mexicanos (Pemex).

El IMP creó otros cuatro centros de procesos en Dos Bocas, Villahermosa, Veracruz y Reynosa. Al entrevistado le tocó trabajar durante diez años en Dos Bocas, de esa época comentó: “trabajé con un grupo muy entusiasta, divertido y responsable, aparte todo lo que utilizábamos había sido creado por miembros del IMP, todo era propiedad del Instituto”.

“En 2003 regresé a Ciudad del Carmen para ser jefe de proyectos de Caracterización Estática de Yacimientos. Me encontré con un grupo bien conformado de especialistas capacitados y los que ingresaron fueron conjuntando las actividades, éramos un gran equipo” refirió José Eduardo.

Siempre se ha sentido parte del Instituto, por ello rechazó la oportunidad de trabajar en Pemex: “tuve la oportunidad de irme a Pemex, pero a mí siempre me gustó el estilo de trabajo del IMP, la relación con los investigadores. He tenido la fortuna de colaborar con estos especialistas que tienen una gran calidad humana, experiencia y conocimientos”

Asimismo, José Eduardo afirma que el Instituto le ha dado mucho y que aquí ha conocido mucha gente significativa en su vida: “Aquí conocí a mi esposa y ahora tenemos dos hijas, la mayor estudió idiomas y la menor quiere dedicarse a la arquitectura; las tres son mi razón de vivir y por ellas sigo luchando. Gracias al trabajo pudimos adquirir una casa, el Instituto nos ha ayudado mucho”.

1 Comment on "“Me gusta el estilo de trabajo del Instituto”: José Eduardo Campos Iglesias"

  1. Arturo Ron Ulloa | 23 junio, 2017 at 12:54 pm |

    Gran compañero el Ing. Campos!

Comments are closed.